Ni un sueño que pasear

Dilúyame yo en el tiempo porque paseante de oficio no soy. ¿A quién pudiera molestar si de puntillas por los campos voy? Escucho el viento de su lira en los bosques. Me entusiasma la hoja del cambio que de los arboles cae, y llevar como una sombra tras de mí, la sosiega voz susurrante, murmuradora, … Sigue leyendo Ni un sueño que pasear

A un sabio hondo

Qué en la ceguera de los demás no me vea yo. Qué alcance mi bajel la mirada del que agarra el cielo. Suéltenme de palmas que no quiero. Ni tampoco me adulen de San Benitos. Déjenme en la lección de mi pena, que poca o mucha; no es la suya. Y creas o no…; ¡Por … Sigue leyendo A un sabio hondo